¿Qué chupete o biberón comprar?

Cuando te quedas embarazada estás loca por comprarle su primer chupete, su primer biberón. Compras los más monos del mercado sin tener en cuenta una cosa, insignificante e importante a la vez, la tetina.

A mí me pasó que con mi Guinda empecé dándole el pecho y no me lo cogía bien, aparecieron las grietas y comencé con el biberón, el primero que usé fue el Calma de Medela, cuya tetina tiene un sistema de succión igual o muy parecida al pecho, no quería que se acostumbrara al biberón y que dejara la lactancia materna. Pero llegaron los cólicos y mis heridas no curaban, así que comencé con los biberones de Dr. Brown. biberon-anti-colicos-dr-browns-estandar-120-ml.jpg

Comencé con este modelo. Estrecho y pequeño. Al principio ideales porque sólo tenía que echar la leche en polvo. Pero cuando introdujimos los cereales, intenté cambiar al modelo de boca ancha y así hacer más fácil la preparación. Digo intentar porque después de comprar dos (uno para casa y otro para la escuela infantil) la niña no lo quería. La tetina era más flexible que la del otro modelo y a ella no le gustaba. Volvimos a usar el primer modelo de boca estrecha, conclusión, dinero tirado.

Daniela no le gustó mucho el biberón y pasó pronto a tomar papillas así que bueno, no tampoco me agobió mucho el tema.

Lo mismo pasó con los chupetes. Comenzamos usando los de Suavinex, de tetina anatómica de látex para recién nacido. Me encantaban estos chupetes porque eran pequeñitos ideales para sus caritas en miniatura.

chupete-fusion-tetina-fisiologica-latex-2-a-4-meses-suavinex.jpg

¿Qué pasó? Pues que ya sólo quería este tipo de tetina. Recuerdo que me regalaron uno precioso con tetina fisiológica o de gota y no lo quería. No paraba de darle vueltas como una obsesa porque no encontraba “la postura” del chupete y al final lo escupía.

En el mundo de la puericultura y la maternidad, hay mil tipos de todo y como no podía ser menos, mil tipos de tetinas de chupetes, a veces tengo la sensación de tener que hacer un master cada vez que quieres o necesitas comprar una cosa. Para que veas que no te engaño te dejo esta infografía de Tutete muy visual.

tiposde-tetinas_chupetes1
Fuente: www.tutete.com

Una vez vivida la experiencia con mi mayor, cuando nació el pequeño pensé que lo mejor era que no se acostumbrara a ningún tipo de biberón ni chupete.

Quería evitar la situación que vivió una vez mi amiga Sara, se olvidó el biberón en casa y ella si que corría como una obsesa de farmacia en farmacia buscando un biberón como el que su niña usaba y que a pesar de ser de Suavinex, una marca muy extendida en el mercado, no lo encontraba. Compró otro y la niña no comió.

Cuando nació mi pequeño comenzamos con el chupete para bebé como con su hermana, pero pronto le empezamos a introducir otros y con los biberones, hicimos lo mismo.

Hoy en día usamos varias marcas y tipos de biberones y chupetes, porque nunca se sabe, qué puede ocurrir.

20170829_000350.jpg

Éste es una parte de nuestro arsenal…

20171001_185833-01.jpeg

Como podéis ver todo tipo de tetinas.

20171001_185939-01.jpeg

A la pregunta ¿Qué tipo de biberón o chupete comprar? No tengo una respuesta acertada.

Cada situación, cada bebé es un mundo, a pesar de ser pequeñitos, tienen sus gustos, pero también por ser pequeños son amoldables.  Así que lo que a mí me ha venido bien es no acostumbrar a una sola cosa a mi bebé, es lo que aprendí con la primera. Incluso lo que he vivido yo en primera persona, cuando era pequeña dejé el biberón bastante tarde, a eso de los 5 ó 6 años, yo adoraba mi biberón, bueno mejor dicho, adoraba mi tetina, una tetina que estaba casi ya desecha del uso, pero cuando mi madre me la cambiaba yo no quería tomar el biberón. Un día mi madre tiró esa tetina asqueada del estado de la misma y el resultado fue, que yo ya no bebí tanta leche como bebía con mi biberón, de hecho, ya no la quería.

Es por ésto que con el segundo uso muchos tipos de biberones, muchas marcas de chupetes, he interiorizado tanto lo de no acostumbrar que también lo extrapolo a todo en la vida, leche, cereales, potitos, porque como he dicho antes, … , nunca se sabe y mejor prevenir, que vivir un mal rato.

Además, así puedes utilizar todas las cosas que te regalan cuando nace tu bebé, en mi caso, nos regalaron dos canastillas al nacer, ambas con chupetes  y biberones y ambas de diferentes marcas. Todos los hemos disfrutado.

Tengo que confesar que ésto no significa que tenga preferidos, obviamente los tengo, en cuanto a chupetes, la verdad es que me da un poco igual porque en el mercado hay auténticas monerías, pero si hablo de biberones, después de haber usado varias marcas, mi preferida es Twistshake, por su diseño, por sus colores, pero sobre todo por su practicidad, me encanta que su tetina sea anticólico, su vaso recto para evitar que que no se limpie bien la suciedad y la regilla que evita que se atasque la tetina, son los tres motivos por los que éstos biberones me chiflan.

¿Os ha pasado alguna vez que se os ha olvidado el chupete en casa? O sus cereales y en el súper no venden la que usáis habitualmente?

¡Cuéntame cómo fue la situación!

 

 

 

 

 

 

Cuéntame qué te ha parecido, me encanta leeros. ¡Gracias!